HOMENAJE A "EL QUIJOTE"

viernes, 9 de octubre de 2009

EL QUIJOTE Y los lugares reales.


Grupo de Lectura de EL QUIJOTE


En este capítulo XVIII, vemos muy claro como se entremezclan los momentos de lucidez y de locura de Don Alonso, y como dice Don Lorenzo "el del verde gabán jr" : es un entreverado loco, lleno de lúcidos intervalos. Incluso tiene más ratos de lucidez que de locura.


Comienza Cervantes haciendo mención a su conocimiento de la zona y con un lavado físico de nuestro héroe, que por lo que cuenta, muy limpio no estaba. La familia de acogida intenta por medio del hijo averiguar el nivel de cordura, y se encuentran con gran conocedor de todos los campos, cruzado con un loco que se cree un héroe... Me llama la atención el concepto que de la caballería andante tiene nuestro protagonista: jurista, teólogo, médico, astrólogo, matemático, herrero; y poseedor de las virtudes de pensamiento casto, honesto, defensor de la verdad, valiente... todo un "superhombre".

A mi que al final no tienen muy segura la locura o no del de la Triste Figura... aunque como dicen en mi tierra, "la cabra siempre tira al monte...", Don quijote no tiene asiento, la llamada de la aventura es más fuerte que lo que le ofrecen en la casa que se hospeda, por supuesto en contraposición de Sancho que prefiere dar honor a su apellido "relleno" que volver a pasar hambre.

Resaltaría, por mi especial predilección hacia las Ciencias Humanas, y sobre todo porque estaba ansioso de comentarlo pero no encontraba el momento, Cervantes sin ser muy explícito de vez en cuando da pistas de los sitios por los que andorrean sus personajes...observamos como usa los lugares reales como escenario de las aventuras que acontecen..siempre lo hace de una manera poética (prados herbosos, arroyos amenos, los escondidos valles...). En este capítulo hace mención a la Cuenca del Guadiana, nombrando las lagunas del Ruidera y la Cueva de Montesinos.


Esta cuenca se extiende fundamentalmente por la provincia de Ciudad Real y aunque el rio Guadiana tiene muchos afluentes (Jabalón, Cigüela, Azuer....) tiene poco caudal.

Don Alonso entre otras, pone como excusas:

- su pronta visita a las Lagunas del Ruidera; que están a camino entre Albacete y Ciudad Real; cuando hay un año de lluvias entre la primera laguna y la última casi hay cien metros de desnivel y se producen unas cataratas de una belleza tremenda.

- Y la visita a la cueva de Montesinos, donde se producirán grandes acontecimientos...ya los veremos. Está situada cerca de la laguna de San Pedro. Es una cavidad natural de unos cuarenta metros de longitud, dieciocho de profundidad y una pendiente de un 35 por ciento - no se como se la apañaran caballero y escudero para bajarla-.


Ya en la primera parte nos enmarca la aventura por otros enclaves geográficos: recordemos en la aventura de los galeotes como nuestros protagonistas se adentran en Sierra Morena; La fuente del Alcornoque, cerca del rio Tablillas donde Grisóstomo lloraba a Marcela; parece que la aventura de los yangüeses se situa en Val de las Estacas; el Arroyo de los Batanes, La Peña Escrita, ....

Existen otras muchas referencias geográficas que virtualmente vamos visitando y que yo voy apuntando (seguro que muchs se me pasarán): rutas, ciudades, pueblos...ya iremos refiriendo cuando llegue el momento.

Aunque no tenga que ver con el capítulo que comentamos, os dejo este enlace de una página de Méjico que no tiene desperdicio...MUSEO ICONOGRÁFICO DE GUANAJUATO

19 comentarios:

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

bloguer, bloguer....que te programé y me la jugaste...en fin nadie es perfecto

Jan Puerta dijo...

Parece ser que la calle, en esa época ya formaba más que la universidad. Por lo que cuenta Cervantes en bosa de Don Quijote, claro.

Un abrazo

CORREDOR PEREZOSO dijo...

Hasta que llegues a la playa de Montjuich donde fue abatido por el caballero de la blanca luna, hoy y desde hace casi algún siglo que otro, convertida esta playa en la zona portuaria industrial de Barcelona.

Saludos.

CORREDOR PEREZOSO dijo...

Y sí os sigo a todos, soy un quijotiano auténtico, pero más de Avellaneda que de Cervantes, si un día sé explicar por qué lo haré.

Merche Pallarés dijo...

Muy interesante tus explicaciones de los lugares por donde transitaban nuestros héroes. Y ¡qué orgulloso estaría Cervan de ese museo de Guanajato! Besotes, M.

pancho dijo...

Buenas recomendaciones las que nos haces con los enlaces. Nos quieres tener todo el día empleados. Magnífica el del museo de Guanajuato, ciudad de la que ya sabíamos de su implicación cervantina por una blogger del lugar, cuyo nombre ahora no recuerdo, (que me perdone). Impresiona ver cómo los primeros coloquios fueron inaugurados por el presidente González y De la Madrid. También la relación de estudiosos cervantinos que han participado: Lazaro Carreter, J Marías, Fco Rico, Canavaggio, Close...

Comentario bien trabajado. Estas tinajas del cromo no inspiran tanto como las de Doré: son más chaparritas. S, ya de retirada, con las caballerías, no parece interesale mucho las alucinaciones tinajosas del amo.

Cornelivs dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Cornelivs dijo...

Blogger Cornelivs dijo...

Estupendo post.

Me ha encantado esa reseña de sitios, amigo, fundamentalmente los de Sierra Morena, he de ir a verlos porque estoy muy cerquita (a una hora).

Tomo buena nota de esos enlaces; voy para alla ahora mismo.

Un abrazo...!!!

Malena dijo...

Ahora puedo comprender como tantas personas hacen la ruta del Quijote. Son lugares encantadores que no he llegado a conocer pero que ahora estoy segura de que conoceré.

Un abrazo.

Alatriste dijo...

Me ha gustado esta entrada particularmente, y me resulta muy interesante esa idea tuya de anotar los distintos lugares, veremos donde deparará todo.
En el libro tenemos muchas referencias claras a lugares que identifican algunos de los episodios de las aventuras: las lagunas de Ruidera; el Toboso; Sierra Morena etc; y aún así, algunos locos siguen por ahí empeñados en localizar todos estos hechos en tierras ajenas a la comarca que lo apellida y sus circundantes.

Un cordial saludo saludo Manuel.

Selma dijo...

No puede ser más completa esta lectura del Quijote, nos proporcionas a quienes no tenemos la suerte de conocer estos parajes, la posibilidad de imaginar por donde discurre y discurrirá nuestro Caballero Andante.
Es un privilegio que te agradezco muchísimo y que me dan ganas de ir in situ a descubrirlos.
Y como colofón este último Enlace que nos demuestra el interés mantenido allende los mares..
Un beso, Manuel, feliz Puente!

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

Jam: la calle es una sabia maestra...enseña sin querer..

Corredor: yo el de Avellaneda de pasada, pero por lo que tengo entendido no esta mal...

Merche: el museo está pero que muy bien

Pancho: Doré es un genio..los cromos tiene su encanto en cuanto lo que son...los enlaces son necesarios para que nos hagamos idea...

Cornelivs: tu que puedes ...haz unas fotos y luego nos las muestras...

Malena: son rutas con encanto ...preciosas sin duda..

Alatriste: simpre habrá quien quiera ver lo que no hay, pero las pocas evidencias que hay lo son...de los lugares que comentamos...

Selma: comentarios como los tuyos, son los que te hacen seguir intentando ilustrar esta lectura colectiva...

Un abrazo

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Has elegido un buen capítulo para hablar del realismo en el tratamiento del espacio: hay un juego muy sutil al respecto, como veremos cuando lleguemos a la cueva de Montesinos. Es un aspecto que lo diferencia radicalmente de los modelos parodiados. De ahí el itinerario señalado para los próximos capítulos. Excelente.

fernando dijo...

EStos posts sobre "El Quijote" son una pura delicia. un abrazo.

Kety dijo...

Todos estos datos añadidos a la lectura son una delicia.
Un abrazo

Abejita de la Vega dijo...

Siempre me pregunto por los lugares reales que sirvieron de escenario a los capítulos que leemos juntos. Tu entrada me ha gustado especialmente.
Un abrazo

Antonio Aguilera dijo...

Y luego para que nos vengan diciendo que el Quijote no existiò. Ahì estan los santos lugares, con pelos y señales.

Ademàs nuestro caballero, todo un superhombre, como mencionas, entendìa el tìo de tolas disciplinas imaginables, hasta herrar equinos.

las pobres lagunas e Ruidera agonizan de secas. Ademàs hoy leì en prensa que le està ardiendo el subsuelo porque es de turba y hace de combustible que no veas. Dicen que se pueden apreciar las fumarolas...Si nuestro don Quijote levantara la cabezza.

Un abrazo, y ànimo con los alumnos....de ellos es el futuro...no desfallezcasssss

Goathemala dijo...

Muy curioso. ¿Se verán esos lugares igual ahora? ¿Habrá alguno al que el tiempo y el hombre haya respetado?

Un abrazo.

Myr dijo...

¡Qué bien me ubicas! Y ahora que he estado en España y conducido 2.040 km... me estás dando nuevas ideas para futuros viajecillos!

Besos